top of page

¿Tejer puede ayudar a combatir el estrés y la ansiedad?

Coge unas agujas de tejer y un bonito ovillo de lana: una investigación sueca muestra que la artesanía con hilos mejora la salud mental sin medicación.


“Los tejedores tienen un interés creativo en el ocio que también puede ayudarles a hacer frente a la vida y así mejorar su salud mental”, dijo la primera autora Joanna Nordstrand, terapeuta ocupacional que cursa estudios de doctorado en la Universidad de Gotemburgo. “Estoy convencida de que esta es parte de la razón por la que tanta gente se ha dedicado a tejer en estos días”.


Nordstrand, que se encuentra entre ellos, exploró los beneficios para la salud mental de tejer en un estudio publicado recientemente en el Journal of Occupational Science.


Para el estudio, revisó 600 publicaciones del foro en línea de artes de fibra Ravelry, donde los aficionados a la costura se reúnen para discutir su pasatiempo.


Reforzando una imagen que surge de otros estudios, sus publicaciones revelaron tres formas en que tejer mejora la salud. El pasatiempo ayuda a las personas a relajarse, les da una identidad como tejedoras en un contexto social con poco en juego. También puede estructurar la vida de las personas, lo que beneficia la salud mental.


En las publicaciones, algunas tejedoras dijeron que notaron el cambio en su salud mental: cuando estaban tejiendo, el pensamiento era más claro y fácil de manejar.


“Las enfermeras querían darme [un medicamento contra la ansiedad] hasta que les dije que prefería tejer para la ansiedad”, comentó una tejedora en línea. “Se detuvo, me miró y dijo: ‘Eso es mucho más saludable que las drogas’. ¿Te parece?


Otro dijo: "Mientras mis manos están ocupadas haciendo algo, mi mente se ralentiza y en realidad soy capaz de pensar en una cosa a la vez... en lugar de tener 20-30 hilos funcionando todos a la vez".


Las tejedoras dijeron que el aprecio que reciben de los destinatarios de su trabajo también las hace sentir bien.


“El objetivo del terapeuta ocupacional es hacer que la vida de las personas funcione”, comentó en un comunicado de prensa uno de los colegas investigadores de Nordstrand. “Hay un potencial en las agujas y el hilo que el sistema de salud no debería ignorar”.


Birgitta Gunnarsson y Greta Häggblom Kronlöf, del Departamento de Rehabilitación de la Salud de la universidad, son coautoras del estudio.


Fuente: Infobae

Comments


Entradas Recientes
Siguenos:
  • Facebook Long Shadow
  • Twitter Long Shadow
  • Icono social Instagram
bottom of page