Nachita Ríos y María Elena López, juntas y en las redes; conozca a las nuevas ‘influencers’


Son genuinas. No hay poses. Hablar con ellas permite reconocer, además, gestos, rasgos y características que sus hijos heredaron. Son fuertes, porque pese a las adversidades, se nota en ambas una sonrisa que contagia. Narcisa Ríos o ‘Nachita’ y María Elena López o ‘señora Caramelo’, como las llaman cariñosamente, son las madres de Efraín Ruales (+) y Alejandra Jaramillo, los presentadores ecuatorianos que compartieron su amor con sus respectivas familias y que hicieron que ese sentimiento se multiplique, fortalezca y se mantenga en el tiempo y contra toda distancia.


Con intervenciones esporádicas en el contenido que Efraín y Alejandra compartían inicialmente en redes, sus apariciones fueron incrementando. Antes, los reflectores se enfocaban en su entorno inmediato, ahora son ellas las protagonistas y las que a través de los videos que postean en sus redes han generado su propia audiencia.


Desde Miami (Estados Unidos), este Diario se conectó con las ‘nuevas influencers’, quienes han terminado la primera temporada de una serie de entrevistas con personajes ecuatorianos a quienes abordan con su particular estilo. María Elena, con 57 años y natural de San Vicente (Manabí), y Nachita, con 63 y originaria de Guayaquil, nos abren su corazón en este entretenido diálogo.


Aunque sabemos que se conocieron a través de sus hijos, ¿Cuándo surgió la idea de crear contenido?

Nachita: Como nos conocimos creo que todo el mundo lo sabe, pero la verdad es que ese punto de unión que tuvimos, mira a dónde nos ha llevado y ¿cómo nació esto de los videos?, créeme que ni yo misma lo sé, yo comencé hace algún tiempo atrás, mi Efra fue el que me llevó a este mundo y créeme que no me gustaba para nada, pero luego como que me fui acoplando. Y pasa que después de un tiempo pasó un proceso medio turbio como todos lo supimos y más nuestra familia y familia de Ale lo sintieron y vivimos y luego de todo eso, ¿Qué hacer? Bueno, aprovechando de ese amor, que a través de nuestros hijos nos tienen a nosotras, porque los famosos son nuestros hijos, nosotras estábamos atrasito y un día como mi amiga baila, baila y baila, le digo: por qué no hacemos un bailecito por ahí y ella que es muy acolitadora me dice que no hay problema. Yo creo que hay que estar pensando bien cuando se va a presentar algo público, pero antes de eso le digo: si aparecemos bailando como locas nos van a decir y ‘qué les pasa’, entonces había que hacer una pequeña introducción.


Le dije también: vamos a hacer una introducción, como son nuestros temas de entrevistas que hemos hecho con personas que muy amablemente nos han acogido, son entrevistas ligeras, triviales, con cosas sencillas. Así comenzamos con una conversación entre las dos y después el baile y nuestra sorpresa fue lo que pasó. Todas las personas que han colaborado con nosotras han sido muy lindas y nos hemos acercado a pedirlas y nos han acolitado.


María Elena: ¿Qué pasó? que a la gente le encantó y nos empezaron a pedir más.

¿Cómo seleccionan a los invitados para las entrevistas que graban en Pulpor (productora que creó Efraín)?


Nachita: Ese fue otro de los puntos de apoyo, que mi Efra ya había instalado su productora y teníamos ahí los equipos y personas que nos pueden editar, lo que hacemos, porque tú bien sabes en videos se pueden decir algunas cositas por ahí (ríe) y nuestros temas son sin guion y sin libreto. Hemos tenido a Dios gracias a que nadie se ha negado a nuestras entrevistas. Tal es así que terminamos esta semana nuestra primera temporada.


María Elena: Las entrevistas salen de lo que nazca en ese momento del corazón (...) El primer grupo, de todas las personas que invitamos, tenían amistad con los chicos, la mayoría. Erika, María Teresa, todos los que invitamos, entonces ellos fueron los primeros que se nos vinieron a la mente y así fue y como son chicos talentosos, conocidos y queridos. En mente tenemos, como todo está fluyendo, pueda que se dé, queremos invitar a emprendedoras.


Nachita: Emprendedoras, amas de casa, personas sencillas como nosotros hemos sido. Hemos dejado profesiones, hemos dejado cualquier otra actividad para dedicarnos a nuestros hijos, a nuestro hogar, no porque nos faltara capacidad sino que fue una entrega total, por decisión propia dejamos todo lo que queríamos hacer porque los fruto que después se ve cuando uno ha criado a sus hijos y se ha entregado tanto a su familia son fabulosos y dan una satisfacción tremenda.


Hasta el momento han presentado alrededor de ocho entrevistas. “Somos así, no planificamos mucho, todo fluye, nada de maquillaje, ahí le damos con lo que va saliendo”, agrega Nachita, emocionada de compartir este proyecto con su amiga María Elena.


Fuente: EL UNIVERSO

Entradas Recientes
Siguenos:
  • Facebook Long Shadow
  • Twitter Long Shadow
  • Icono social Instagram