Jugos verdes, ¿son realmente desintoxicantes y saludables?


Como profesional de la nutrición tenemos la principal misión de reeducar los hábitos alimentarios de la población y a la par mantenerlos informados sobre lo que realmente necesita nuestro cuerpo para que funcione óptimamente.


En el caso de jugos verdes o llamados también détox, a los cuales se les atribuye la magia de desintoxicar, se observa que por desconocimiento hay quienes lo toman a diario y debe quedar claro que no es algo esencial en nuestra vida ni recomendable para todas las personas, depende de la condición física, salud intestinal y estado nutricional lo cual determina incluso si puede asimilarlo correctamente, de lo contrario significa una pérdida de tiempo y dinero hacer licuados que no tienen un fin específico.


Por eso es importante antes de empezar a tomar este tipo de bebidas se consulte con un especialista en Nutrición, y de esta manera se entienda la forma en que podría tomarse una bebida concentrada en micronutrientes y que sugiera un plan nutricional exitoso, se debe evaluar primero la necesidad de incluir o no alguna bebida y seleccionará los ingredientes ideales para la realización de esta.


Cabe recalcar que su consumo no debe ser indefinido y lo ideal es que la persona que desee, por ejemplo, bajar de peso adquiera primero hábitos que sí son indispensables para detener la intoxicación, ya que todos quieren eliminar toxinas pero no se medita sobre lo que nos está realmente enfermando.


Necesitamos comprender que hay que consumir vegetales en ensaladas y frutas enteras o picadas con su cáscara, es decir, en su estado natural a diario y que una bebida o jugo verde no va a reemplazar esa necesidad esencial de nuestro cuerpo para cubrir a diario los requerimientos específicos de vitaminas y minerales.


Si padeces alguna enfermedad crónica resulta más alarmante tomarlos, ya que en condiciones como la presencia de diabetes los jugos verdes que incluyen frutas pueden desfavorecer al buen control de la glucemia y con el tiempo ocasionar una falla renal o hepática.


Realmente esta moda nació con la finalidad de que aunque sea consuman vegetales y frutas diluidas aquellos que no les agrada masticarlos o que no tienen tiempo de comer todas las porciones sugeridas en el día, optando por tomarlas juntas y rápido.


Como todo lo que ha costado esfuerzo en la vida, esto es un llamado a que dejemos las excusas y con responsabilidad cumplirle a nuestro cuerpo, tenemos la prioridad de comer bien, así como de respirar y dormir, necesidades básicas que si no lo hacemos bien nos desgastamos y nos predisponen a padecer de múltiples enfermedades. Solo así logramos que nuestro estado de salud sea óptimo, dando la materia prima que necesita nuestro cuerpo para que funcione de la manera correcta.


Para quienes deseen mejorar sus niveles de colesterol o triglicéridos, lo que realmente sirve es generar un gasto calórico superior al habitual, balancear primero los alimentos de cada tiempo de comida, aplicar alguna estrategia nutricional que se adapte al estilo de vida de la persona y la más importante hacer actividad física. De lo contrario, el jugo por sí solo no hace milagros si continúan comiendo el resto de sus comidas.


Para los fans de los jugos verdes o détox, existe una medida segura de consumo que puede ser ocasional y limitada si no se tiene ninguna restricción previamente diagnosticada, tomarlos máximo de 2-3 veces por semana durante 1 mes y sean realizados de preferencia con mayor proporción de vegetales (por ejemplo: espinaca, apio, pepino, pimiento) y máximo 1 porción de fruta de baja carga e índice glucémico servirá para mejorar el sabor, se sugiere kiwi, manzana verde, mora y arándanos frescos. Hay que tener presente que los alimentos con alto índice y carga de azúcares simples que se liberan al ser extraídos o licuados, aumentan la glucosa en sangre lo cual no favorece en pacientes con obesidad, dislipemias o que estén presentando un cuadro de resistencia a la insulina muy común, incluso en personas delgadas que desconocen sus alteraciones metabólicas.


Recuerden que estar delgado no es sinónimo de estar saludable, es importante saber que el peso es solo una medida más de control y que no define tu estado nutricional de manera real, es tu momento y siempre estás a tiempo de empezar a hacerlo bien.


Fuente: EL UNIVERSO

Entradas Recientes
Siguenos:
  • Facebook Long Shadow
  • Twitter Long Shadow
  • Icono social Instagram