¿Por qué el 18 de octubre se celebra el Día Mundial de la Menopausia?

10/18/2018

 

El 18 de octubre se celebra el Día Mundial de la Menopausia, una época en la que los cambios hormonales pueden afectar a la calidad de vida de la mujer (el 75 % de las mujeres en torno a los 45-50 años de edad sufre molestos síntomas propios de la premenopausia y la menopausia, debido a los cambios hormonales experimentados durante estas etapas). Por este motivo, hemos hablado con el doctor  Manuel Marcos, ginecólogo de HM Hospitales. Él nos ha explicado:
¿Qué es la menopausia, cuáles son sus síntomas? "Cada mujer nace con una carga ovocitaria de entre 300 y 400 mil ovocitos de los cuales sólo alrededor de 300 completan su desarrollo. Cuando se agota la carga ovocitaria en el ovario se produce el cese de función hormonal por parte del mismo, dando lugar a un descenso de secreción de estrógenos y la consiguiente elevación de la secreción de gonadotropinas (LH y FSH) por parte de la hipófisis para compensar este descenso estrogénico. Como consecuencia del descenso de nivel sanguíneo de estrógenos se produce la mayor parte de los síntomas del síndrome climatérico: irritabilidad vasomotora (sofocos);  síntomas psíquicos: irritabilidad, tendencia depresiva, melancolía, descenso de la libido; aparición y agravamiento de la descalcificación ósea (osteopenia, osteoporosis); aumento de aterosclerosis e IAM; sequedad de piel y mucosas; e insomnio".

 

 


¿Qué es la terapia hormonal sustitutiva (THS)? ¿Es segura? "Ya que los síntomas de la menopausia son generados por descenso de los niveles estrogénicos sanguíneos, podemos intuir que el tratamiento eficiente para paliarlos sería la administración de estrógenos. Pero este tratamiento no está exento de efectos secundarios importantes, como demostró el estudio WHI en el año 2002, que nos informaba de un aumento del riesgo de padecer patología oncológica y cardiovascular por parte de las usuarias de tratamiento o terapia hormonal sustitutiva (THS). Este dato saltó fuera de los círculos científicos y alcanzó medios de comunicación sociales expuestos a la interpretación de la población general, hecho que dio lugar a una situación de alarma social y rechazo a dicho tratamiento. Este rechazo era infundado, debido a que el citado estudio contaba con una serie importante de sesgos que hacen que en estos momentos pongamos en duda su credibilidad. A consecuencia de este rechazo, comienza el incremento de comercialización de tratamientos fitoterápicos para el manejo de la sintomatología menopáusica. Estas moléculas, al tratarse de productos naturales, carecen de efectos nocivos secundarios, pero a su vez muestran una efectividad menor. La SEGO (Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia), en un Documento de Consenso sobre THS, nos informa de la seguridad de la misma en un período no superior a 5 años de tratamiento".
¿Es eficaz la fitoterapia? "En un momento en que la fitoterapia ha demostrado su baja efectividad en el control de los síntomas menopáusicos de moderados a graves (ya que realmente los síntomas leves no necesitan tratamiento y con ejercicio y dieta se manejan bien) y que hasta las propias pacientes se han cansado de su consumo con escasos resultados y, ante un repunte de nuevo del tratamiento hormonal sustitutivo, estamos en un período que podríamos definir de “sede vacante” en el abordaje terapéutico de los síntomas menopáusicos. El hecho objetivo que nos demuestra la menor confianza en el tratamiento fitoterápico entre médicos y paciente es demostrado por un descenso de ventas global de estos preparados de un 25% entre 2008 y 2009".
Últimos avances en tratamiento: " De la sintomatología menopáusica la que genera más demanda de tratamiento, son los síntomas vasomotores (los famosos sofocos), seguido a continuación por el descenso de la libido. Más del 50 % de las mujeres menopáusicas presentan sofocos y sudoraciones,y de estas alrededor de un 15% son frecuentes y severos, dando lugar a una limitación importante en la vida de la mujer. En este momento de “sede vacante” el laboratorio farmacéutico español GYNEA comercializa hace tan solo un año (lanzamiento en septiembre de 2012) un tratamiento no hormonal y no fitoterápico para el manejo de los sofocos menopáusicos. Se trata de una molécula natural proveniente del extracto de polen de abeja y que ha demostrado ampliamente en Francia su efectividad para el tratamiento de los sofocos y que tiene suficiente evidencia científica que avala su papel terapéutico para el manejo de los sofocos moderados y leves. Y como producto natural carece de efectos secundarios demostrados. Aunque su mecanismo de acción no está claro parece que interviene en el metabolismo de la serotonina. En cuanto a los sofocos graves (definidos como la presencia de más de 70 a la semana y de duración mayor de 2 minutos cada uno) sólo nos queda la THS como opción válida de tratamiento. Otra alternativa de tratamiento que se viene utilizando en los últimos años son los inhibidores selectivos de la receptación de serotonina (ISRS) que aparte de disminuir el número de sofocos con una frecuencia variable, al ser antidepresivos, podrían acometer también este otro síntoma de la menopausia. Pero tienen el inconveniente de aumentar el riesgo de padecer enfermedad cardiovascular en pacientes menopáusicas. Entre estos encontramos el famoso Prozac. Con respecto al descenso de la liíbido que se produce como consecuencia de la deprivación estrogénica, dejando aparte la THS, contamos con un producto que contiene maca andina (tubérculo proveniente de los andes con propiedades afrodisíacas que genera un cierto aumento de la líbido). Y englobado en la THS, una molécula con efecto estrogénico y progestagénico(la Tibolona) que actúa con resultados espectaculares sobre la libido".

 

Fuente: miarevista.es

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Please reload

Entradas Recientes
Please reload

Siguenos:
  • Facebook Long Shadow
  • Twitter Long Shadow
  • Icono social Instagram
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco

¡Parte de tu vida!

© 2018 by Clowdie and Fran Ramírez Graphics.