Un año después de la explosión de Beirut siguen sin tomarse medidas para su reconstrucción

El primer ministro en funciones Hassan Diab llegó a decir que 'el 4 de agosto de 2020, explotó uno de los depósitos de corrupción acumulada' que 'resume la realidad del Líbano'.



Un año después de la devastadora explosión, el puerto de Beirut sigue esperando que se tomen medidas concretas para su reconstrucción.


Según datos oficiales, más de 200 personas murieron y más de 7.000 resultaron heridas como consecuencia de la explosión, que se produjo a raíz la detonación de 2.750 toneladas de nitrato de amonio, que habían estado almacenados en el puerto por siete años.


Las autoridades estiman que el costo de los daños provocados por la explosión supera los USD 15.000 millones.

Así mismo, no se logró avanzar en la investigación sobre las causas de la explosión a pesar del transcurso de un año.

En declaraciones a la Agencia Anadolu, el director del puerto libanés, Omar Itani, dice que la crisis económica por la que pasa el país redujo las importaciones entre un 40% y un 60%. "el 80% de los productos importados al Líbano provienen del puerto de Beirut”, advierte Itani.


Solo cinco de las 16 grúas carga contenedores en el puerto operan actualmente debido a la falta de mantenimiento. "Solo tres resultaron dañadas por la explosión y fueron puestas en funcionamiento. 11 de las grúas están inactivas", agrega Itani.


El director asegura no experimentar retrasos en la descarga de los barcos a pesar de que la mayoría de las grúas están fuera de servicio, pero afirma que tienen dificultades a la hora de adquirir combustible para los generadores del puerto.


Hace unos días el ministro de Asuntos Públicos y Transporte, Michel Najjar, aseguró que una empresa francesa había realizado estudios preliminares para retirar los escombros, pero no se han completado del todo las labores de retirada de escombros.


Los únicos silos de granos que posee el Líbano, ubicados en el mismísimo puerto, quedaron inutilizables tras la explosión.


En octubre del año pasado, el ministro de Economía Raúl Name dijo que Kuwait estaba dispuesto a reconstruir los silos, bajo el riesgo de que colapsen en cualquier momento.


Por su parte, el presidente del Sindicato Libanés de Contratistas de la Construcción, Marun Hilu, afirma que aunque no hay datos oficiales, el costo de la reconstrucción del puerto alcanzará aproximadamente los USD 450 millones con empresas nacionales.


Hilu señala que esta cifra asciende a USD 30.000 millones en las propuestas presentadas por algunas empresas extranjeras y dice que esta cantidad condenará al Líbano a contraer nuevas deudas internacionales.

El presidente del sindicato indica que los USD 450 millones podrían cubrirse a través de los propios ingresos del puerto.


El Gobierno de entonces dimitió tras las reacciones populares a raíz de la explosión y desde entonces se mantiene en funciones. El Gobierno en funciones argumenta que la decisión de aceptar las propuestas para la reconstrucción del puerto es responsabilidad del Gobierno por venir.


Por su parte, el primer ministro en funciones del Líbano, Hassan Diab, agregó que "el 4 de agosto de 2020, explotó uno de los depósitos de corrupción acumulada".


En su el mensaje publicó con motivo del primer aniversario de la explosión, Diab dijo que la catástrofe dejó profundas heridas y que el dolor no disminuyó.

Secuelas de la masiva explosión en Beirut

“Sus efectos fueron devastadores en todos los ámbitos. Tuvimos mártires, miles de heridos, y quedaron destruidos viviendas y negocios. La explosión del 4 de agosto reveló la vergüenza del país. El incidente hizo visibles los signos del Estado profundo, un Estado de corrupción. El almacén número 12 en el puerto de Beirut resume la realidad del Líbano", lamentó diab.


"A menos que se revele la verdad sobre la explosión en el puerto de Beirut, no se hará justicia en el Líbano. A menos que los hechos sobre ese desastre se expliquen en todas sus dimensiones, no será posible que los libaneses se sientan seguros”, agregó Diab.


“Las preguntas necesitan de respuestas claras: ¿De dónde vinieron estas sustancias, por qué y cómo se mantuvieron allí durante 7 años, cómo ocurrió la explosión?”, sentenció Diab.


Críticas a las investigaciones

La organización de derechos humanos Amnistía Internacional aseguró en un comunicado el lunes que las autoridades libanesas están "obstruyendo" las investigaciones sobre la gran explosión ocurrida en el puerto de Beirut hace casi un año.


“Las autoridades libanesas prometieron una investigación rápida. En cambio, han bloqueado y estancado descaradamente la justicia en todo momento, a pesar de una incansable campaña por la responsabilidad penal y la justicia a los supervivientes y las familias de las víctimas”, dijo Lynn Maalouf, directora adjunta para Oriente Medio y África del Norte de Amnistía Internacional.


Fuente:aa.com

Entradas Recientes
Siguenos:
  • Facebook Long Shadow
  • Twitter Long Shadow
  • Icono social Instagram