top of page

Protegen a osos de anteojos y tapires en Azuay


Autoridades de Azuay iniciaron la conformación de un consorcio para proteger a osos de anteojos y tapires, además de otros animales, que viven en el Área de Vegetación y Bosque Protector del Collay.


Estas dos especies están en peligro de extinción y se sabe que recorren esta área natural de conservación que está en Azuay y Morona Santiago, y que tiene unas 29.000 hectáreas (ha).


Esta zona está entre los 3.268 y 3.882 metros sobre el nivel del mar (msnm) y tiene 12 micro cuencas, entre las más importantes están las de los ríos Collay y San Francisco.


Juan Cristóbal Lloret, prefecto de Azuay, explicó que allí han identificado 27 osos de anteojos y 17 tapires de montaña, por medio de cámaras especiales y monitoreo, que hacen los técnicos.


Indicó además que esta institución ha invertido 107.274 dólares para el cuidado de estos animales en el sector. A esto se suma 342.104 más que han aportado otras instituciones que son parte de la mancomunidad de El Collay.


Consorcio

Con la integración del consorcio, se pretende involucrar a más entidades públicas y asignar más recursos económicos para preservar este espacio, que además tiene fuentes de agua que abastecen a unas 23.000 personas.


Lloret señaló que la Prefectura ha impulsando estudios de conservación de vida silvestre que se encuentra en peligro de extinción o está amenazada, principalmente, por los humanos.


A esta iniciativa se han unido la Corporación Eléctrica del Ecuador (CELEC), Empresa Generadora del Austro (Elecaustro), Empresa de Telecomunicaciones, Agua Potable y Alcantarillado (ETAPA EP) y Comisión de Gestión Ambiental (CGA).


También la Fundación Cóndor Andino, Prefectura de Imbabura y las universidades de Cuenca, Azuay (UDA), y Católica de Cuenca (UCACUE), además de algunos municipios azuayos.


Hábitat

Patricio Salazar, biólogo e investigador, explicó que Azuay es uno de los principales hábitats del Ecuador de osos de anteojos, tapires, tigrillos, pumas, panteras, entre otros.


Indicó que solo en el Macizo del Cajas se calcula que hay unos 28 osos de anteojos que están distribuidos en unas 30 ha de remanente de bosque nativo, que está amenazado por la expansión de la frontera agrícola.


“Por ejemplo en esta zona donde se han avistado estos osos, hay con frecuencia incendios forestales, además de estructuras que se levantan de manera ilegal y asimismo se ha detectado minería…”, advirtió.


Detalló que el oso de anteojos, al igual que unas 25 especies de mamíferos que viven en el Macizo del Cajas, son dispensadores de semillas y han conformado algunos corredores naturales.


Salazar manifestó que Chaucha, en Cuenca, en lo que se conoce como Bosque de las Américas, hay unos 10 osos de anteojos y el doble de tapires, que incluso salen a las vías.


“Aunque hay comuneros que cuidan a los osos y otros mamíferos, también hay quienes los buscan para matarlos, pues consideran que son un peligro, además de que los acusan de dañar los cultivos…”, comentó.


Muertes

Roberto Saquinaula, médico veterinario e investigador sobre reproducción de los osos de anteojos, afirmó que en 2018 un oso de unos tres años fue cazado en San Martín de Puzhío, en Chordeleg.


“Lo encontramos muerto con huellas de tres disparos, había sospechas de quienes lo habían hecho, por lo que se presentó una denuncia ante la Fiscalía de Azuay, pero no se pudo sancionar a los responsables…”, dijo.


Igualmente manifestó que entre 2018 y 2022 se reportaron por lo menos ocho ataques de osos de anteojos a ganado en El Pan, Guachapala y Sevilla de Oro, por lo que hay riesgo de que los maten.


“El oso de anteojos naturalmente no come carne, no es carnívoro, pero como su espacio de vida se está destruyendo por acción humana, tiene que buscar alimento donde sea para sobrevivir…”, manifestó.


Indicó asimismo que hay factores que ponen en riesgo la vida de estos osos y el apareamiento entre “familiares”, hace que los nuevos osos nazcan con su capacidad alterada para resistir enfermedades…”, refirió.


Detalles

  • En el Parque Nacional Cajas (PNC) vive una pareja de osos de anteojos a los que llaman Américo (macho) y Chakmay (hembra).

  • El Municipio de Cuenca tiene cerca de 50 cámaras trampa en los bosques adyacentes al Parque Nacional Cajas (PNC).

  • La Empresa de Telecomunicaciones, Agua Potable y Alcantarillado (ETAPA EP) estudia a osos de anteojos en Cuenca.

  • En el Parque Nacional Cajas (PNC) se han encontrado tigrillos, leopardos, pumas, yamalas, guantas y cuzumbos.

  • El Ministerio del Ambiente, Agua y Transición Ecológica (MAATE) tiene cámaras trampa en Llaviuco y Mazán.

  • Con cuatro años de prisión se sanciona a quienes maten animales silvestres, según el Código Orgánico Integral Penal (COIP).

  • En 2019 un oso de anteojos fue cazado en Sucúa, en Morona Santiago. Los cazadores se tomaron fotos.

  • La Empresa Electro Generadora del Austro (Elecaustro) tiene un programa de conservación de osos de anteojos.

Fuente: EL MERCURIO

Comentários


Entradas Recientes
Siguenos:
  • Facebook Long Shadow
  • Twitter Long Shadow
  • Icono social Instagram
bottom of page